+ Yoga

Meditacion Chakra Heart
volver    versión imprimir    Leído 2141 veces

La Meditación del Chakra Corazón es un ejercicio basado en una tradición Sufi que data de cientos de años atrás. Se trata de un ejercicio que combina un simple movimiento y respiración, el cual puede ayudar a aliviar la tensión interna, permitiendo que la energía del corazón fluya libremente de nuevo. El chakra del corazón es el medio hacia todos los demás chakras. Cuando el chakra del corazón está abierto, todas las energías pueden fluir libremente. No hay bloqueos y la persona se siente profundamente unida consigo misma y con la creación. La persona se siente protegida e irradia calo, satisfacción y cordialidad.

¿Qué son los chakras?

Los chakras son los centros de energía del cuerpo que fueron observados por los Indios y por otras muchas culturas. Sus vibraciones influyen en todos los niveles del ser como el cuerpo, el espíritu, el alma e incluso a las áreas físicas más sensibles. Se dice que hay siete chakras, los cuales están localizados a lo largo de la columna vertebral del cuerpo humano. Ellos son los pasajes a través de los cuales fluye la energía cósmica y sus dinámicas influencias en todas nuestras actividades.

Cualidades de Anahata, el chakra del corazón:

Su localización está en la zona central del pecho o entre los senos. Su propósito es el de la compasión, amor incondicional, empatía. Energía equilibrada: compasivo, amor incondicional, empático, veraz, receptivo, responsable, vocacional, altruista, generoso, sensible, irradia calor.

Técnica

Estimulado por el ritmo de una música sensible, el cuerpo puede ejecutar fácilmente el ejercicio de la respiración de los tres estadios de siete minutos cada uno. Los movimientos van en las cuatro direcciones del norte, sur, este, oeste, suavemente reconectando la energía individual dentro de un círculo cerrado. Es la unificación de los cuatro elementos, TIERRA, AGUA, FUEGO y AIRE, el cual crea un sentimiento de ?permanecer juntos? para el cuerpo y el alma. Mantente en una posición relajada con los ojos abiertos en un lugar cálido y confortable. Coloca las dos manos sobre el Chakra Corazón (en medio del pecho). Siente el ritmo del latido del corazón, y respira relajadamente. Aparece una corriente de energía fresca. A través de la expiración, la vieja y usada energía será expulsada. El circulo de entregar y recibir comienza.

Primera etapa: Norte - 7 minutos

Antes de que la melodía empiece escucha atentamente los cuatro sonidos de respiración iniciales. Cuando la melodía empiece, imita este estilo de respiración. Expira enérgicamente y al mismo tiempo estira el brazo derecho y la pierna derecha hacia delante y vuelve a la posición inicial. Muévete al ritmo de la música. La cara interna de la mano apuntando hacia fuera ?un símbolo de empujar la vieja energía afuera del cuerpo. No avances, trata de mantenerte en el mismo espacio, arraigado en la tierra. Cuando inspires, devuelve el brazo y la pierna a la posición inicial. Con la próxima expiración realiza el mismo movimiento con el brazo y la pierna izquierda. La velocidad de la inspiración y expiración sigue el ritmo de la música. Al final de cada fase, la música se vuelve más rápida. Finalmente cada fase termina con un suave sonido de una campanilla. Al terminar colocas las manos sobre el Chakra Corazón, mientras esperas a la segunda fase.

Segunda etapa: Este y Oeste - 7 minutos

De nuevo escucha los cuatro golpes de respiración. Este movimiento es similar al de la primera fase pero en lugar de estirarte hacia delante, ahora te estiras hacia los lados. Cuando la música empieza primero estiras el brazo y la pierna derecha hacia la derecha (este) y con la siguiente expiración haces lo mismo pero del lado izquierdo (oeste).

Tercera etapa: Sur - 7 minutos

La tercera etapa es como la primera y la segunda, solo que en este caso tienes que girar hacia atrás lo más lejos que puedas. Con la expiración, la parte superior del cuerpo, cara, brazo y pierna derechos tienen que girar hacia la derecha y hacia atrás mientras la izquierda se mantiene al frente, luego volver a la posición central con la inspiración. Repetir el procedimiento pero ahora con el lado izquierdo.

Cuarta etapa: Círculo - 7 minutos

En esta fase los tres movimientos que hemos practicado anteriormente ahora van a unirse en una secuencia fluida, y aquí es donde llegamos al punto más alto de energía de nuestra meditación.

Quinta etapa: Música

Después de la meditación completa, siéntate o túmbate en el suelo en una posición muy relajada y conecta el ritmo de tu cuerpo con la armoniosa y tranquila música.

Sexta: Tumbado

Tumbado en el suelo, sumérgete en el mágico sonido de los cuencos y sumérgete en la eternidad del sonido y el silencio.